Los ameradores de esparto

460. Los ameradores de esparto (1905)
amerador

L’amerador del esparto de la Punta de l’Alcocó fue el primer asunto tratado por el Consistorio vilero el 18 de noviembre de 1905, asunto provocado por una instancia firmada por varios industriales esparteros de Villajoyosa. Los firmantes fueron Pedro Morales, José Lloret Vives, Francisco Morales, Cosme Adrover, Jorge Ruiz, Vicente Zaragoza, Andrés Morales y la viuda de José Alemany. Éstos expusieron al Cabildo municipal la orden del señor ayudante de Marina prohibiéndoles cocer esparto en los ameradores del lugar antedicho. Los industriales lamentaban que “se veían en la dolorosa necesidad de interrumpir la industria a que se dedican hasta que las bajas mareas de enero les permitieran construir nuevos lavaderos en el sitio que al efecto les destinara la autoridad competente”. Leída que fue la instancia, usó de la palabra el alcalde, que sugirió arbitrar una fórmula para conciliar los intereses de los esparteros con los propios de los pescadores. Por ello proponía solicitar al capitán general del departamento de Cartagena concediera a los esparteros una prórroga de tres meses con tal de que pudieran construir nuevos corralones donde cocer el esparto “sin interrumpir esta operación y sin dejar de dar, por consiguiente, esta primera materia a la clase proletaria que se ocupa en la fabriación de cordelete”. Jaime Llinares Xerri no estuvo de acuerdo, pues se extrañaba de que aquellos industriales hubieran hecho caso omiso de la resolución del ayudante de Marina de la villa, dando lugar a la intervención del capitán general citado sin haberse propuesto ubicar en otro lugar los controvertidos ameradores. Si se conseguía la prórroga, añadía, sin excusa ni pretexto debían abandonar la Punta dentro del plazo que el Ayuntamiento se comprometía a pedir a la superioridad…

Después intervinieron Juan Lloret Vives y otros para decir que la clase espartera no se había propuesto poner trabas a los pescadores, y que entendía precipitada la orden de desmontar los corralones cuando la citada Punta todavía no estaba habilitada para que las barcas pescadoras se pudieran guarecer en ella. Era tanto como decir que se perjudicaba a la espartería sin beneficiar a la industria pesquera local. Y se acordó que el señor alcalde pidiera telegráficamente el plazo sugerido, dada la urgencia del asunto. En la sesión del 2 de diciembre del mismo año la presidencia del Ayuntamiento manifestó que le constaba que el telegrama enviado a Cartagena había sido mal acogido por determinadas personas de Villajoyosa y con términos ofensivos para la corporación municipal. También comentó que el semanario El Obrero emitía conceptos falsos sobre el Consistorio al criticar su mediación y tratando de desprestigiarlo. El 13 de de enero de 1906 varios industriales del esparto se vieron con la corporación vilera y dijeron que la Junta Local de Sanidad “ha calificado los ameradores de peligro para la salud pública, prohibiendo esas operaciones en la Balseta del Oli y en el Monxó (sic), y que, habiéndose hecho lo mismo con la Punta de l’Alcocó por el ayudante de Marina de este trozo (sic), no había modo de que Villajoyosa contara con esparto para las labores de cordelería, infiriéndose un grave perjuicio a la parte de la población que vivía de ese trabajo. Pedían se les permitiera macerar el esparto durante ocho meses del año, exceptuados junio, julio, agosto y septiembre, en que los malos olores del esparto en remojo podían, efectivamente, resultar molestos. El Ayuntamiento pasaría dicha petición a la corporación de sanidad…

José Payá Nicolau

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s